Seleccionar página
Mujeres Unidas contra Bolsonaro realizan manifestaciones en todo Brasil el 29 de septiembre

Mujeres Unidas contra Bolsonaro realizan manifestaciones en todo Brasil el 29 de septiembre

En todo Brasil, centenas de manifestaciones tendrán lugar el próximo sábado (29). Mujeres, jóvenes, LGBT saldrán a las calles para decir ¡#ÉlNo! [#EleNão]
En el campo y en la ciudad, las movilizaciones se nutren con la cultura popular para alejar de las urnas electrónicas la amenaza de una candidatura neofascista.

Presentes en los principales centros urbanos y haciendo presencia en las zonas rurales, las mujeres del Movimiento de Trabajadores Rurales Sin Tierra – MST se suman a las demás trabajadoras y estudiantes en todo el país. Para Kelli Mafort, de la dirección nacional del MST, el voto siempre ha sido un instrumento de lucha.

“A comienzos del siglo pasado, solo los hombres podían votar. Cuando en 1932 se conquistó el derecho al voto femenino, se apartó a las mujeres pobres y negras de las urnas. Por eso hoy nuestro voto adquiere tintes de lucha”, dice.

Mafort explica que las fuerzas fascistas y conservadoras en estas elecciones se expresan a través del candidato del Partido Social Liberal (PSL) Jair Bolsonaro y luchar contra él es luchar contra el machismo, el racismo, la homofobia y todas las formas de prejuicio y discriminación.

“Vamos a las calles para luchar, luchar contra él, en defensa de tierra, trabajo, vivienda e igualdad”, señala Mafort en referencia al autoritarismo presente en el discurso del candidato.

El MST hace un llamamiento para que sus militantes, seguidores y amigos de Brasil y otros países se movilicen en este momento decisivo de la lucha de clases. En Brasil, se calcula que habrá un mínimo de 29 manifestaciones en 24 estados.

“Nos encontraremos en las calles, de donde nunca hemos salido. El 29 es como un 8M que no se acabó. Es lucha y osadía, con el morado, el rojo y telas floreadas. Esa es la voluntad, la belleza y la mística de la lucha de las mujeres. Vamos a las calles, compañeras. ¡Él no! ¡Él nunca!”, convoca Mafort.

Solo en el estado de Pará, hay más de 10 actos organizados en diversas regiones. En João Pessoa, capital de Paraíba, tendrá lugar el Festival Cultural por la Vida de las Mujeres antes de la manifestación #ÉlNo, donde una multitud se movilizará. En Maceió, capital del estado de Alagoas, en la programación habrá presentaciones de maracatu [una manifestación cultural del nordeste de Brasil], de hip-hop feminista y otras manifestaciones de la cultura popular

http://www.cloc-viacampesina.net/noticias/mujeres-unidas-contra-bolsonaro-realizan-manifestaciones-en-todo-brasil-el-29-de-septiembre

¿Qué hace la gente los viernes en Guasdualito?

¿Qué hace la gente los viernes en Guasdualito?

Se juntan en algún punto del municipio que requiera la acción colectiva para hacer mentenimiento, reparaciones, mejorías a espacios públicos y de interés común. Esta vez fue en el Hospital José Antonio Páez, estuvieron los trabajadores y trabajadoras del hospital, vino gente que trabaja en la Alcaldía, miembros del Consejo Comunal más cercano y hasta antiguos pacientes se sumaron. ¿Qué hacían?: “Trabajando, limpiando y poniendo nuestro grano de arena para que el hospital se vea bonito”.

Como iniciativa del Alcalde José María Romero se han implementado jornadas de limpieza todos los viernes en diferentes instituciones del Municipio Páez como manera de colaborar y retribuir el amor y colaborar por un Guasdualito más limpio. La intención es que todos los espacios comunes sean espacios para el buen vivir. ¿Cómo lograrlo? La fórmula propuesta es trabajo voluntario más corresponsabilidad.

En el Hospital José Antonio Páez estaban desatendidos los jardines. Comenzaron por desmalezar el área y la alcaldía colaboró con 300 matas ornamentales para sembrarlas. Todas las áreas verdes ahora están limpias. De noche estaban a oscuras en las afueras del hospital. Lograron con la jornada colocar todos los bombillos y adelantaron la recuperación del alumbrado público de las cercanías. Barrieron, limpiaron, pintaron lo más urgente, con la idea de que el mantenimiento y cuido de los espacios es la garantía de mejor servicio para la gente. A fin de cuentas, ¿quién quiere estar en un hospital en malas condiciones? “Es muy importante porque es nuestra casa donde venimos cada día, por eso le hacemos el llamado a la gente para que se involucre también a acompañarnos”, propone un trabajador del hospital que entiende el trabajo voluntario como parte del deber social, como parte de la corresponsabilidad ciudadana.

Para asuntos de mayor envergadura la alcaldía que encabeza José María Romero, coordinando con el Dr. Albarrán, autoridad del hospital, iniciaron las tareas de recuperación del quirófano con una inversión de 4400 Bolívares soberanos que son para reparar el compacto del aire acondicionado que garantiza las condiciones de funcionamiento de los dos quirófanos. Están ya reparando el tren delantero de las ambulancias y ya fueron encauchadas por la gobernación del estado Apure. “Hemos venido trabajando y apoyándonos como un solo gobierno”, dice el Alcalde: “Luego tenemos que ir dando pasos hacia en la organización de los recursos para las personas que estén más necesitadas, vamos a priorizar los kits para las operaciones, los antibióticos que llegaron sobre todo para las personas de bajos recursos y que realmente tengan emergencias. Se debe avanzar además en la contraloría para que no se pierdan las cosas del Hospital”

Otra apuesta para mejorar el funcionamiento del Hospital es la contribución ciudadana, en dos niveles: por un lado, los pacientes y sus familiares, que pueden apoyar con trabajo voluntario y cosas mínimas; por otro, los que pueden apoyar con mayores recursos, por ejemplo comerciantes con sentido de pertenencia y ganaderos y productores que quieran aportar a tener un municipio de vanguardia. Desde la Alcaldía se están propiciando espacios de diálogo con el objetivo de sumar voluntades al mejoramiento del sistema público de salud de todo el municipio, en el marco del Plan Nacional de Urgencias que propone un programa concentrado en los hospitales centrales y hospitales de las cabeceras municipales, que incluya la recuperación de la infraestructura, principalmente de áreas claves como emergencias, quirófanos y hospitalización, además de la dotación de medicinas, ambulancias, materiales quirúrgicos.

 

Prensa Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

Urge detener violencia terrateniente. Comunicado de La Corriente

Urge detener violencia terrateniente. Comunicado de La Corriente

Desde hace semanas tiene lugar en el Sur del Lago de Maracaibo, en municipios zulianos y merideños de la zona, una grave escalada de acciones violentas de la élite latifundista en contra de los campesinos y las campesinas que luchamos por la democratización de la tierra. Con los casos de sicariato en Palo Quemao y La Escondida, ocurridos en mayo y agosto en Barinas, en los cuales fueron asesinados cinco compañeros, habíamos visto la reaparición de esta forma de violencia extrema contra el campesinado. Ahora, el asesinato de Kendri Adrián Márquez Gil, de 16 años de edad, ocurrido el 19 de septiembre, marca la reaparición de este método en el Sur del Lago. Todo indica que hay una decisión de la élite latifundista de continuar este camino. Desde La Corriente hacemos público nuestro repudio a tales acciones y expresamos nuestra solidaridad con los familiares de los compañeros asesinados y del joven Kendri. Asimismo, hacemos un llamado urgente a las autoridades a emprender acciones contundentes para impedir la caída de más campesinos y campesinas en manos de la violencia terrateniente.

Lo hemos dicho en reiteradas ocasiones: la causa principal de que el sicariato como práctica se instale y consolide en el campo venezolano es la total impunidad con que actúan los y las terratenientes. Amenazas, atropellos, amedrentamientos, a través de la conformación de grupos armados o de su contratación, son formas de violencia que por lo general anteceden a los asesinatos. Los(as) campesinos(as) lo denuncian ante las autoridades de justicia y éstas no actúan, no procesan las denuncias, no investigan, no hacen sentir a los y las terratenientes que hay un Estado dispuesto a garantizar la integridad física, la seguridad y la vida de los campesinos y las campesinas que luchamos por la tierra. Además, los cuerpos de seguridad, militar y policial, no tienen la suficiente presencia en el territorio como para tener capacidad disuasiva y preventina ante estas formas organizadas de violencia paramilitar y asesinato selectivo.

En el Sur del Lago, prácticamente todos los campamentos de campesinos(as) que están en proceso de rescate de tierra son constantemente monitoreados, hostigados y agredidos por grupos de hombres armados y encapuchados. En algunos casos, en la ejecución de estas agresiones están presentes los y las terratenientes, como el señor Ramón Meza, su esposa y el señor Rogelio Arteaga. Los campesinos y las campesinas hemos denunicado ante los cuerpos de seguridad, incluso, los vehículos en que estos hombres se mueven, sus placas, y la finca de la que entran y salen, y no hay actuación en su contra, no se investiga, no se emiten órdenes de allanamiento, citaciones.

En el caso de asesinato de Kendri, su padre y los compañeros del rescate del predio Montecarlo, en el municipio Alberto Adriani, supuesta propiedad de la señora Mirella Sosa, habían recibido amenazas previas y aún hoy continúan recibiéndolas: en papeles escritos les advierten que si no salen de las tierras serán castigados, que el caso de Kendri es el primero, que vendrán otros. Las denuncias han sido puestas ante fiscalía y Cicpc, pero pasan los días y las acciones siguen sin suceder.

En el predio El Carmen, supuestamente propiedad de Ramón Meza, sucede lo mismo. Una y otra vez grupos armados irrumpen en los campamentos, insultan, amenazan, intimidan, golpean, queman cambuches, destruyen siembras. En la última agresión arrancaron y se llevaron las balizas que el Inti había colocado en el terreno para demarcar los linderos.

El predio el Trébol es otro ejemplo. En días recientes un joven con discapacidad intelectual, Jean Carlos Gil, fue golpeado, quemado, lo intentaron ahorcar y lo amenazaron con mutilarle las manos y las orejas. El mismo predio es permanentemente patrullado por hombres encapuchados que exhiben sus armas y disparan desde la distancia a los cambuches y ranchos de la gente. Además, en toda la zona en la que se encuentran estos predios, en el municipio Obispo Ramos de Lora, del estado Mérida, los campesinos y campesinas son frecuentemente interceptados en los caminos por hombres armados con ametralladoras.

En el municipio Sucre del estado Zulia, los campesinos y campesinas denuncian la aparición en toda la zona de grupos de hombres armados que recorren los predios, se muestran, intimidan.

Además de todos estos casos, cuyas denuncias respaldamos con base en el acompañamiento que damos a los colectivos campesinos que adelantan esta lucha por la tierra, hacemos del conocimiento público que dirigentes de La Corriente vienen siendo directamente amenazados por esta élite latifundista. La compañera Karina Márquez es mencionada en los papeles escritos donde se emiten las amenazas, el compañero Morel Varilla es mencionado en las listas de dirigentes que tienen los grupos armados, y el compañero Hebert Montilla fue interceptado en un camino y amenazado directamente por el terrateniente Rogelio Arteaga.

En la zona fue instalada y está en funcionamiento un espacio interinstitucional llamado Mesa de Paz del Campo Soberano como estrategia para combatir las mafias agrarias y dar respuesta a los casos de rescates de tierras. En dicha mesa están presentes la ZODI, las policías, los tribunales agrarios y ambiental, la fiscalía, la ANC y el Inti. Es necesario que de manera urgente, desde esta instancia de coordinación se procesen estas denuncias y se implemente un plan de acción inmediata para actuar contra los y las terratenientes, así como para brindar protección permanente en el terreno a los campamentos de los campesinos y campesinas.

Está claro que la élite latifundista eligió el camino de la violencia ante la acción del pueblo campesino y del Estado venezolano para rescatar la tierra abandonada e improductiva. Las autoridades de la revolución bolivariana deben emprender acciones con fuerza y determinación para detener esa avanzada. Es su responsabilidad la protección de la seguridad personal y la vida de los campesinos y las campesinas que luchamos por la democratización de la tierra y por elevar la producción de alimentos en el país. Así lo demandamos y así esperamos que ocurra. Para ello, ponemos a disposición, modestamente, nuestra voluntad y nuestra capacidad organizativa construida en la zona. Una tarea como ésta debe ser emprendida de forma articulada y cohesionada entre las autoridades del estado y la gente organizada.

 

Coordinación Nacional Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

Alianza Nacional Productiva

Otro campesino sicariado: ¿hasta cuándo? Comunicado de La Corriente

Otro campesino sicariado: ¿hasta cuándo? Comunicado de La Corriente

Kender Adrián García Márquez tenía 15 años, era hijo de padre campesino y madre campesina en lucha por la tierra. Iba en su moto cuando le dispararon desde un vehículo con el único objetivo de asesinarlo. Un crimen por encargo. Los sicarios fueron contratados, así lo indica la experiencia, por quien se adjudica la propiedad de esa tierra, en este caso la terrateniente Mirella Sosa.

Adrián era parte junto a su familia del rescate del predio Montecarlo, situado en el municipio Alberto Adriani, estado Mérida, Sur del Lago. Su madre forma parte de la Alianza Nacional Productiva, el espacio de agrupamiento productivo que impulsamos como Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora junto a otros sectores campesinos y productores.

El asesinato de Kender nos golpea con violencia, por la temprana edad, por la injusticia nuevamente de quienes cometen crímenes para defender aquello que nos les pertenece, porque los muertos y la falta de justicia siempre es para quienes luchamos por la tierra, por nuestros derechos, por producir.

Se trata del quinto asesinato campesino desde el mes de mayo, demasiado. Se suma a los más de 300 campesinos asesinados en los años de revolución.

Lo sucedido evidencia la gravedad del conflicto por la tierra, la arremetida terrateniente que cuenta con complicidades institucionales en ministerios, tribunales, fiscalías, que viene atropellando, golpeando, y asesinando. Lo hemos visto durante todo este año y en vez de disminuir se ha incrementado. Lo hemos denunciado como Corriente, de igual forma lo han hecho otros sectores del movimiento campesino, y también quienes han sido amenazados.

Necesitamos una respuesta del Estado, la puesta en marcha de un ejercicio de la autoridad en zonas de conflicto por la tierra, de tribunales que reciban las denuncias de amenazas, que procesen a quienes intimidan y luego matan, una revisión de los cuerpos de seguridad que muchas veces son cómplices de los ataques, por omisión u acción.

Lo hemos dicho: el legado agrícola de Chávez está amenazado, los campesinos y campesinas que buscamos democratizar la tierra y ponerla a producir también lo estamos muchas veces. ¿Cuántos muertos son necesarios para actuar con un plan de acción y no de manera aislada? Es hora de escuchar al amplio movimiento campesino, de trabajar de manera conjunta, de dejar la política de cuenta gotas y lanzar una política real para dar respuesta a quienes día a día empujamos la producción de alimentos que tanto necesitamos como país.

Kender Adrián García Márquez quedará grabado en nuestra historia, por él y todos los caídos por la tierra y los derechos de la gente seguiremos más firmes que nunca.

 

Coordinación Nacional de la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

Alianza Nacional Productiva

Pin It on Pinterest