Seleccionar página
Juntas de Gobierno para el Buen Vivir: experiencia de cogobierno comunal.

Juntas de Gobierno para el Buen Vivir: experiencia de cogobierno comunal.

Las alcaldías suelen plantearse atender el área de servicios desde una perspectiva asistencialista, con lo cual difícilmente pueden responder con eficacia a las necesidades crecientes de todos(as) sus habitantes, más aún en un municipio tan amplio y con la particularidad de ser fronterizo como lo es Páez.

Por eso en #ApureInmenso se impulsa otra fórmula: se llaman Juntas de Gobierno para el Buen vivir (JGBV), son instancias de co-gobierno donde confluye el gobierno municipal con el comunal para la planificación de soluciones a los problemas de los(as) habitantes y para la mejora de su calidad de vida, desarrollando políticas de manera conjunta. La convicción que está detrás de esta decisión es que sólo abriendo los espacios para que se ejerca en lo concreto el poder popular, la participación y la corresponsabilidad, podremos profundizar la construcción de la democracia revolucionaria. Éste es uno de los objetivos centrales del proyecto que impulsa en el municipio la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora a través de la gestión de José María Romero.

Las Juntas de Gobierno para el Buen vivir están integradas por delegados(as) en cada área de gobierno del poder público municipal (servicios, cultura, deportes y turismo, hacienda, sala situacional, seguridad y dirección del poder popular), y voceros y voceras del poder popular definidos en su propio ámbito de acción político territorial. Es decir, funcionarios(as) de la Alcaldía con poder de decisión y voluntad política y voceros y voceras de las Comunas con conocimiento de sus problemas más sentidos y empoderados(as) para la toma de decisiones.

Ambas estructuras crecen en el proceso: la incorporación de la gente va a ayudar a controlar y elevar la eficiencia de las estructuras de gobierno, acompañando la gestión; y las estructuras del poder popular obtienen más herramientas y confianza para asumir la transferencia de competencias en sus territorios. La meta es una junta por cada una de las parroquias del municipio. Ya están juramentadas las JGBV de las parroquias el Amparo, Guasdualito y San Camilo, mientras que La Victoria, Aramendi y San Jacinto están en conformación.

Yorliz Fernández, Comisionado de la Alcaldía para las Juntas de Gobierno para el Buen Vivir, explica lo que intentan con el tema de los acueductos: “Se está trabajando en el mejoramiento y calidad del agua. Aquí tenemos un acueducto principal que es HidroLlanos y necesita ser reparado en muchas zonas. Para la reparación, una parte la va a colocar la comuna, con trabajo y gestión, y otra parte la va a colocar la Alcaldía del Municipio Páez para, conjuntamente, dar solución a los problemas del agua potable”. Esta misma práctica se asumirá para la reparación de calles y carreteras, el alumbrado público, la recolección de desechos sólidos, para la lucha contra la guerra económica, por mejorar la distribución de combustibles, etc.

En esta política se ponen en práctica ejes de acción que el Alcalde Chema Romero planteó desde su campaña y desarrolla en su gestión: la línea productiva: con la incorporación de los trece ejes productivos del municipio a las JGBV; la línea de la participación: las JGBV convocan al Poder Popular a participar directamente en el programa de gobierno; la línea de la transparencia ética: las JGBV son entes vigilantes de la gestión de la Alcaldía; y en la línea de los servicios, con la gestión y planificación conjunta, avanzando en la transferencia de competencias al poder popular según la capacidad de las comunas.

“Ésta es un experiencia del municipio Páez que va a dar mucho qué decir a nivel nacional, por el compromiso y la convicción que hay acá para asumir la solución de los problemas. La gente tiene mucha expectativa, y sobre todo que la gente tiene confianza”, afirma Yorliz Fernández, quien expone que todas las comunas del municipio se han sumado: “En estos tiempos es clave mirar hacia el poder de la gente organizada, para tomar el ejemplo y contribuir a su fortalecimiento. Todos los niveles de gobierno deben abrir las compuertas a l aparticipación y el cogobierno. Allí está buena parte de lo que necesitamos para superar la actual situación de dificultades”.

Prensa Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

Alcadía de Páez: a diez meses de gestión, la clave del avance es la participación de la gente

Alcadía de Páez: a diez meses de gestión, la clave del avance es la participación de la gente

 

El Alcalde “Chema”, como es conocido en el municipio Páez de Apure José María Romero desde sus tiempos de maestro rural en El Nula y de impulsor de la Ciudad Comunal Simón Bolívar como militante de la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora, ya arribó a los 10 meses de gestión y, a pesar de las fuertes adversidades, hay logros evidentes que los habitantes del municipio pueden palpar, habiendo recibido una alcaldía desfalcada y en un escenario nacional de marcadas dificultades.

¿Cómo han logrado avanzar? Una fórmula: voluntad pòlítica y gestión con la participación de la gente. La alcaldía tiene como premisa para todo su accionar el verdadero diálogo, franco y constructivo, con todos los sectores: diariamente el equipo de gobierno se reúne con los más diversos actores de la vida municipal para que las acciones emprendidas en cada ámbito nazcan y se fortalezcan con el poder de la gente. Aquí algunos ejemplos ocurridos en el transcurso de una semana:

Con miras al inicio del nuevo año escolar el Alcalde se reunió con directivos(as) de instituciones educativas como cierre del esfuerzo de realizar mantenimiento y limpieza de las escuelas en Guasdualito, una tarea que podría dejarse únicamente en manos en los(as) jefes(as) de zonas educativas o las autoridades en materia educativa, pero que consciente de la necesidad de abrir puertas a la participación de la gente, el equipo de gobierno municipal coordina junto a los(as) directores(as) estas jornadas para garantizar su eficacia y que los niños y niñas reciban sus escuelas en óptimas condiciones y, además, para escuchar de manera directa las problemáticas de los centros educativos y planificar juntos(as) sus soluciones.

En el marco del Plan de Recuperación Económica planteado por el Presidente Nicolás Maduro, la alcaldía propició una nutrida reunión con los carniceros de Guasdualito para discutir precio y forma de pago de la carne, uno de los rubros de primera necesidad con precio acordado que era necesario debatir con los expendedores, acordar los mecanismos de venta para que en el municipio no ocurra desabastecimiento de carne y evitar al máximo el contrabando, apostando al protagonismo de la gente para evitar esos males. Este esfuerzo de coordinación y diálogo se suma a acciones como el cuerpo de fiscales populares con el que viene afrontando la alcaldía las jornadas de fiacalización.

Junto al gobernador Ramon Carrizales también se han emprendido acciones recientes: alcaldía, gobernación y  productores de arroz del municipio Aramendi impulsan la producción, y ya están en período de cosecha las más de 600 hectáreas que se sembraron en las diversas modalidades, con pequeños, medianos productores y con comunas. “Las alcaldías están acostumbradas a que el Estado nacional les mande todo, les genere el bienestar a través de la renta petrolera” dice el Alcalde subrayando que la apuesta transversal y central del proyecto de desarrollo de la alcaldía es volver a Páez un municipio productivo. Pequeños y medianos productores están dispuestos a desarrollar el aparato productivo del municipio y se han sumado al Plan Nacional de Urgencias planteado por La Corriente.

Otro logro cotidiano de la fórmula por un municipio participativo es el protagonismo de la gente en las tareas de recuperación de las áreas comunes y las calles de Guasdualito: la limpieza en la avenida Santa Rita fue un trabajo conjunto entre vecinos y vecinas de las comunidades aledañas y trabajadores y trabajadoras de la Alcaldía. Las jornadas de trabajo voluntario semanal son otra acción que va en esta línea. Por pequeña que sea, en cada acción cotidiana avanza la cogestión como mecanismo concreto del ejercicio de gobierno compartido en el Municipio Páez, en pequeños gestos se vinculan los actores, se reconocen en la corresponsabilidad todos, se construye la democracia revolucionaria. “Se trata, además, de la viabilidad de las políticas. En el contexto de dificultades que atravesamos como país, sin el trabajo conjunto y la participación de la gente difícilmente se pueda avanzar”, dice Chema con claridad.

Prensa Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

Juntas de Gobierno del Buen Vivir: hacia el cogobierno alcaldía/comunas en Páez, Apure.

Juntas de Gobierno del Buen Vivir: hacia el cogobierno alcaldía/comunas en Páez, Apure.

La campaña en el municipio Páez, estado Apure, había enarbolado la bandera de una gestión que se haría de manera participativa, con la gente. José María Romero, conocido como Chema, proveniente de la experiencia comunal, como la Ciudad Comunal Simón Bolívar, impulsada por la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora (Crbz), lo había planteado como una apuesta transversal y central. Casi seis meses después la propuesta se ha ido concretando en aspectos concretos, como producción, seguridad, política, a través de mecanismos creados para ese fin.

“Esta gestión tiene que hacerse en un momento donde se ha entrado en una fase especial, donde producto de las condiciones que tenemos, la viabilidad pasa por que la gente participe, por que logremos la participación para recuperar la alcaldía, y hacer una gestión eficiente”, afirma Chema. Las condiciones son nacionales, y de una alcaldía que habían dejado sin fondos, donde el alcalde saliente fue arrestado por corrupción.

Varios mecanismos de participación se pusieron en marcha. Por ejemplo, en el tema de seguridad, con las Carpas de Seguridad, partiendo de la necesidad de abordar la resolución de ese problema con la acción y consciencia de los individuos y colectivos en sus territorios. Para eso se decidió articular entre voceros de seguridad de los consejos comunales y comunas, unidades de milicia, jefes de calle, y policía municipal con módulos. A su vez, las comunas eligieron a jóvenes que irán a formarse a Caracas para ser policías, financiados por la alcaldía, para luego ser incorporados al instituto autónomo de policía del municipio. A un problema complejo se proyecta una respuesta integral: “la gestión de gobierno no va a descansar solo sobre la alcaldía Páez, sino sobre los distintos niveles de gobierno”, afirma el alcalde.

El nuevo mecanismo naciente son las Juntas de Gobierno del Buen Vivir: “Son un nivel de coordinación intermedio entre el gobierno municipal y los gobiernos de base, que en este caso serían los consejos comunales y comunas, donde van a trabajar personas designadas por el gobierno municipal en los servicios más importantes del gobierno, y las comunas van a postular a sus voceros”. Las Juntas van a desarrollarse en cada parroquia. “Van a permitir delegarle lo político, la participación a la gente, la cogestión, como mecanismo concreto necesario del ejercicio de gobierno, el gobierno municipal democratiza recursos que llegan a través de los impuestos y los ingresos ordinarios a esa Junta para que tengan mecanismos económicos, elementos cómo lograr emprender el trabajo en la comunidad”.

Esa mirada participativa viene siendo subrayada por la Crbz, donde resulta imprescindible trabajar junto con la gente para poder resolver los problemas urgentes y estratégicos que hoy enfrentan las mayorías. La alcaldía de Páez, donde La Corriente tiene presencia a través de varios de sus militantes, y donde existe un desarrollo organizativo de muchos años en lo comunal y productivo, es una puesta en práctica de esa idea-fuerza, esa certeza democrática revolucionaria que debe ser una permanente construcción.

Se hace necesario crear formas de cogobierno, de financiamiento, romper con lógicas instaladas en todos los niveles: “Las alcaldías están acostumbradas a que el Estado nacional les mande todo, les genere el bienestar a través de la renta petrolera, pero las comunas también”, dice. Por eso la necesidad de los impuestos, de financiar la producción en cada escala, es decir familiar, comunal, privada y de la misma alcaldía, buscar espacios de acuerdo y trabajo conjunto entre las partes. En particular en esta etapa donde los presupuestos no alcanzan. En Páez la alcaldía decidió buscar las alianzas para poder avanzar:

“Tenemos que hacer alianzas con sectores productivos, que de repente quieren mejorar la vialidad, pero el municipio no puede, la comunidad tampoco, y juntos sí podemos”. Así se ha planteado un proyecto para construir un terminal de pasajeros con capitales púbicos y privados, y se está proyectando tener un trabajo de minería en el río, con una articulación entre alcaldía/comunidades/privados, para logar tener material para las carreteras.

Es mucho el trabajo que hay por delante, en una situación de dificultad económica, en una zona que además es fronteriza con Colombia -lo que agrava varias variables- pero no significa que no se pueda, sino que se debe crear, salirse de pilotos automáticos que consisten en esperar que llegue el dinero y proyectar políticas desde salones cerrados. Se debe apostar al poder de la gente, a las enseñanzas de Chávez, poner en la dirección de cada espacio a hombres y mujeres con voluntad y claridad, que es lo que Chema resalta para finalizar: “Yo creo que la alcaldía y la comuna pasan por que tengan una vanguardia que tenga conciencia que tenemos que poner en práctica el autogobierno, la corresponsabilidad, los valores”.

Prensa Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

El modelo de una alcaldía productiva: conozca el caso del Municipio Páez

El modelo de una alcaldía productiva: conozca el caso del Municipio Páez

Cuando José María Romero, conocido como Chema, asumió como alcalde del Municipio Páez, estado Apure, luego de ganar las elecciones de diciembre, se encontró con una alcaldía vacía, quebrada. El alcalde saliente había sido arrestado pocos días antes de los comicios por corrupción. El primer desafío fue entonces urgente y múltiple: pagar lo adeudado, restablecer finanzas, generar ingresos, impulsar una política de la mano, como siempre repitió, con la gente. Todo en un escenario de dificultades nacionales cada vez más marcadas.

Uno de lo ejes fue entonces el de crear fuente de financiamiento de la alcaldía. En ese plano fueron impulsadas dos líneas centrales de trabajo, la recaudación de impuestos para garantizar servicios de calidad, y la producción, tanto de la alcaldía como articulada con productores. La recaudación ya trajo resultados, y la alcaldía dispone de 5 mil 500 millones de bolívares. En cuanto a la producción es el gran reto que ya ha comenzado a ejecutarse en políticas concretas, como es la reciente adjudicación de semillas e insumos para la producción de 600 hectáreas de arroz.

“Vamos a dar cumplimiento a nuestro compromiso de campaña, que es de tener siempre en el corazón y en la mente, cumplirle a la gente, impulsar la producción, que no solo los productores siembren, sino que el gobierno dé el ejemplo”, dijo Chema durante el acto.

Esas 600 hectáreas serán para pequeños y medianos productores, la ciudad comunal Simón Bolívar, y para el municipio, que se hará cargo de 100. “El productor recibe las semillas, los insumos, y arrima la producción al municipio para que sea procesada y distribuida, confiamos en los productores a quienes le hemos entregado la semilla. Los resultados van a ser no solo producción, sino que se transformarán en recursos, dinero para el municipio, y con esos recursos vamos a reparar maquinarias, arreglar calles, alumbrado público, estamos buscando impulsar todo integralmente”, explicó el alcalde.

Ese paso es el primero. Para el 2019 la meta será de 1500 hectáreas. No es todo, también está en marcha un plan de producción de maíz amarillo, cría de conejos, chivas de leche, pollo, y agricultura urbana. Eso permitirá tener alimentos para la alcaldía, ingresos para la alcaldía, reinvertidos en más producción y políticas como las que ya se han hecho como asfaltado, iluminación, encendido de bombas de achique, canales de desagüe, hasta objetivos como el de cero basura en la ciudad de Guasdualito.

Ese ingreso permite a su vez desarrollar política en los territorios, con la organización de la gente en consejos comunales, comunas, Clap, consejos campesinos. Porque no se trata de que la alcaldía sea el actor principal, ese debe ser la gente, pero sin el desarrollo de la alcaldía no se podrá avanzar en lo demás.

Prensa Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

También te puede interesar

Pin It on Pinterest