Seleccionar página
Imperialismo pierde batalla en la OEA, aunque agresión continúa. Análisis de La Corriente.

Imperialismo pierde batalla en la OEA, aunque agresión continúa. Análisis de La Corriente.

La agresión dirigida por Estados unidos contra Venezuela continúa en desarrollo, con el frente internacional como escenario principal. Luego del encuentro de parlamentarios(as) de derecha en Cúcuta, se dio un paso más en el plan injerencista, el cual tuvo como terreno concreto nuevamente la Organización de Estados Americanos, organismo que habitualmente viene siendo utilizado como instrumento político y jurídico para agredir a Venezuela.

La acción consistió, esta vez, en la proposición de una resolución por parte de EEUU para expulsar a Venezuela del mencionado organismo multilateral, con base en las matrices que vienen siendo posicionadas mediáticamente y a través de las vocerías serviles al plan imperialista: desconocimiento del proceso electoral del 20 de mayo, en lo específico, y deslegitimación del régimen democrático venezolano y de su institucionalidad, en términos más amplios.

El plan, en este aspecto, está claro: construir el discurso de que Venezuela sufre una dictadura, de que en nuestro país el estado viola sistemática y masivamente los derechos humanos, y que somos un país donde las garantías políticas y civiles son violentadas permanentemente. Eso, para elaborar la argumentación de que, ante tal situación, es urgente y necesario ejecutar cualquier tipo de acciones para sacar del poder el Gobierno Bolivariano. Desde esa base, EEUU y los países serviles a sus intereses trabajan para avanzar en un consenso internacional a su favor, practicando además innumerables formas de presión política, económica y militar sobre los gobiernos del continente, en lo que constituye una práctica violatoria del derecho internacional y de la libre determinación de los pueblos.

Sin embargo, el resultado final de la votación, en términos de los objetivos que se había trazado el imperialismo, no fue favorable a sus planes. A ello se suma la valiente y digna defensa asumida por Venezuela en el mencionado organismo, cuyo argumento principal estuvo centrado en la reiteración de que el país, de modo soberano y coherente con el legado Panamericanista del Libertador Simón Bolívar, decidió salirse por voluntad propia de la OEA, cosa que se viene concretando en respeto absoluto a la normativa de la institución, en la medida en que la OEA es en realidad un instrumento para el control político de la región y para la dominación e injerencia más que para la garantía de la democracia y la auténtica libertad. Consideramos correcta esta acción por parte de Venezuela y la consideramos coherente con el concepto de Diplomacia Bolivariana de Paz que venimos poniendo en práctica como país. En ese sentido, respaldamos las iniciativas de tender puentes y abrir opciones al diálogo con sectores del poder estadounidense que puedan tener mayor propensión a respetar nuestra soberanía y nuestro sistema democrático. Como decía el comandante Chávez, la política, el diálogo, la palabra y la racionalidad deben estar siempre por delante, y deben agotarse todos los esfuerzos en esa dirección.

Sin embargo, que hayamos derrotado al imperialismo nuevamente en este escenario no debe llamarnos a engaño.  Esta acción demuestra una vez más que EEUU está decidido a profundizar la agresión contra nuestra patria. Por ello, ratificamos nuestro respaldo a la línea de gobierno planteada por el presidente Maduro correspondiente a la defensa nacional. Consideramos absolutamente pertinente su planteamiento y desarrollo. Y creemos que esto debe traducirse, en primer lugar, en la profundización de la unidad cívico militar, en el fortalecimiento de la Milicia Nacional Bolivariana y en la preparación de todo el chavismo para las tareas de seguridad y defensa integrales.

Es necesario reimpulsar el debate sobre la defensa integral de la nación. Debemos ser previsivos en este aspecto, y no esperar las primeras acciones armadas del imperio para, luego,  reaccionar.  Aunque por ahora el eje del agresión externa es la violencia económica para conseguir el colapso del país, la explosión social y la fractura de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, ya el enemigo estratégico, por boca del mismo presidente de EEUU Donald Trump, ha dicho que la opciones armadas están sobre la mesa. No debemos subestimar estás amenazas.

La acción ejecutada en la OEA, así como cada uno de los pasos que se van dando en la ejecución del plan, son acciones que apuntan en esa dirección: ir allanando las condiciones para avanzar a una fase de agresión directa en caso de fracasen definitivamente las acciones de guerra económica.

Que nadie dude de las intenciones del imperialismo. Es hora de unidad patriótica, de unidad cívico-militar. Y es hora de preparación para una escalada de mayores agresiones. Todo el accionar del gobierno, del pueblo, del país todo, desde la protección social hasta el desarrollo de la productividad y la estabilidad monetaria y financiera, todo debe apuntar a la preparación para la defensa. Está en juego el futuro de la paz en Venezuela, el futuro de nuestra democracia y el futuro y perspectiva de nuestro proyecto histórico de construir una sociedad de justicia, soberanía plena, felicidad social  e igualdad.

Coordinación Nacional Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

También te puede interesar

Convocadas movilizaciones campesinas en el mundo para este 17 de abril

Convocadas movilizaciones campesinas en el mundo para este 17 de abril

(Harare, 10 de Abril de 2018) Este 17 de Abril, Día Internacional de las Luchas Campesinas, La Vía Campesina rememora la masacre de los 19 Sin Tierra que fueron impunemente asesinados por el agronegocio #AgroMata. En un solo puño de coraje y rebeldía llamamos a nuestras organizaciones miembros, aliadxs, amigxs y pueblo organizado a unificar toda clase de acciones de resistencia, a escala global, por la Tierra y el agua en contra de los Tratados de Libre Comercio (TLC) y en contra de la criminalización de las luchas sociales.

Celebramos esta importante fecha de movilizaciones internacionales por la defensa de reivindicaciones sociales, contra las fuerzas de gobiernos y empresas transnacionales del gran capital, que usurpan los bienes naturales y reprimen la defensa que millones de familias campesinas e indígenas en su lucha legítima por la tierra, agua y territorios.

Denunciamos el avance del capital sobre los pueblos y sus territorios. El capitalismo, racismo y patriarcado forman un modelo entrelazado de múltiples dominaciones a través del acaparamiento de territorios, saqueo de los bienes comunes, explotación del trabajo y control de los cuerpos y la misoginia.

Vivimos frente a una masiva violación a los derechos humanos, la impunidad de los crímenes de ayer y hoy, la criminalización de los movimientos populares, el asesinato y la desaparición de líderes y lideresas sociales. La impunidad del terrorismo de estado de ayer se ha convertido en la base de la impunidad de hoy del gran capital.

En ese contexto, los Tratados de Libre Comercio (TLC) son herramientas impulsadas por corporaciones y Estados que establecen reglas para vender nuestros bienes naturales, es decir, mercantilizan bienes comunes de la humanidad como la tierra y el agua, y los ponen en función del lucro.

Los TLC son hoy la expresión de una oleada anti-democrática en nivel mundial, que intenta imponer los intereses económicos de unos pocos, por encima del bien estar/buen vivir de los pueblos.

Frente al capital transnacional y los Tratados de Libre Comercio, desde La Vía Campesina nos unimos para defender y conquistar la reforma agraria, entendida como el derecho de los pueblos a la tierra, territorios, al agua y a las semillas nativas, base fundamental para la Soberanía Alimentaria.

Las corporaciones transnacionales y estados antidemocráticos, promueven prácticas desleales para impulsar el extractivismo, acaparamiento de tierras, mega monocultivos para la exportación, tierras que son utilizadas en su gran mayoría para mega monocultivos para el agronegocio. La tierra y el agua ganan cada vez más relevancia, y concentran gran interés económico, tanto para las élites nacionales como las extranjeras; por esta razón, hoy por hoy, existe una alarmante criminalización, persecución, desalojos y muerte de campesinxs e indígenas, negrxs, por la defensa de sus tierras y contra la expolición de los bienes comunes.

¡Movilízate!

Este #17Abril súmate a las múltiples acciones organizadas a nivel global, organiza marchas, foros, seminarios, ferias campesinas, proyección de películas, cualquier expresión es importante para denunciar los graves efectos de los TLC para el campesinado y la Soberanía Alimentaria.

Comparte todas las acciones planificadas para esta jornada a nuestro mail lvcweb@viacampesina.org, las queremos visibilizar en nuestro mapa de acción global. También envíanos artículos, audios, fotos y videos para difundirlos en nuestra web y VíaCampesinaTV.

¡Alimentamos nuestros pueblos y construimos movimiento para cambiar el mundo!

¡Contra el saqueo del capital y del imperio, por la tierra y la soberanía de nuestros pueblo!

¡La Vía Campesina lucha!

 

Síguenos también en Redes Sociales:

Hashtags: #SoberaníaAlimentaria#17Abril #StopFTA #SouverainetéAlimentaire #LuttesPaysannes #April17 #PeasantsRightsNow

@via_campesinaSP

https://www.facebook.com/viacampesinaOFFICIAL

Descarga el afiche oficial en versión editable, aquí. ¡Úsalo en todas tus acciones!

También te puede interesar

IALA – Paulo Freire se solidariza con Lula (comunicado)

IALA – Paulo Freire se solidariza con Lula (comunicado)

El Instituto Universitario Latinoamericano de Agroecología, IALA – Paulo Freire, como Proyecto Político Pedagógico común de los espacios de formación integral de la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo, la CLOC-Vía Campesina-Sudamérica, nos solidarizamos con el Pueblo Brasileño y con el Líder social y político, candidato actual a la presidencia, Luis Inácio Lula Da Silva, quien desde hace mucho tiempo viene trabajando, construyendo la democracia brasileña, unido, acompañado con la clase trabajadora.

Lula es una esperanza por la paz, la justicia, la igualdad y solidaridad por la emancipación de los pueblos. Lula encarna toda una lucha histórica contra quienes tienen el poder político y jurídico de la nación.

La orden de captura en su contra, emitida por el Juez Sergio Moro es claramente un acto de persecución política, que viola la democracia en el país. Sin embargo, la respuesta del pueblo brasilero no se hizo esperar y desataron grandes movilizaciones en apoyo a Lula, desde los distintos sectores sociales y populares a nivel nacional.

Desde el IALA-PauloFreire decimos: “¡Estamos contigo, Lula!”.  Los y las jóvenes, hombres y mujeres del campo y la ciudad, revolucionarios(as), bolivarianos(as) y chavistas de Venezuela, estamos contigo, y manifestamos rotundamente por tu libertad y nos solidarizamos para seguir la lucha desde el estudio, la organización, la movilización, el trabajo y la producción. Rechazamos todas las amenazas y ataques que tiene el capitalismo contra el pueblo que no descansa día a día en su lucha por los derechos humanos, por construir una sociedad libre, soberana e independiente. Estaremos unid@s a la lucha y movilizaciones que se darán de aquí en adelante con más fuerza.  Porque el pueblo brasileño no descansará hasta que no estés libre, porque de tu libertad depende la suya.

Por tal motivo exigimos a la derecha brasileña e internacional el cese de los ataques imperiales que tiene contra Lula Da Silva y contra todos y todas los líderes y liderezas sociales y políticos defensores de la vida. No descansaremos hasta alcanzar la victoria popular de los pueblos latinoamericanos, caribeños y del mundo.

¡Estudio, Lucha y Organización con La Agroecología en La Revolución!

¡Globalicemos la lucha!

¡Globalicemos la esperanza!

También te puede interesar

Pin It on Pinterest