Seleccionar página
Reactivación productiva del campo: capítulo Táchira

Reactivación productiva del campo: capítulo Táchira

En el municipio Libertador del estado Táchira se sumó un nuevo capítulo de la disputa diaria que las manos campesinas vienen dando por la producción. Este último 11 de junio se realizó un acto para la entrega de semillas certificadas e insumos para productores(as) conuqueros(as) de los municipios Torbes, Fernández Feo, San Cristóbal y Libertador.

En la actividad participaron, entre otros, el protectorado político del estado de Táchira y el viceministro de desarrollo agrario y gestión de tierras, Oswaldo Barbera.

El convenio alcanzado entre este ministerio y la Alianza Nacional Productiva provee las semillas para sembrar mil hectáreas entre arroz, frijol y maíz, en el marco de un programa que impulsa los conucos productivos en distintos estados del país.

Ante la intensificación en los últimos años de las sanciones, asedio y bloqueo económico, la batalla por la producción toma un valor sumamente importante. La pelea es peleando, la soberanía también se defiende y construye produciendo. Eso es un eje central que están desplegando la comunidad campesina y los pequeños y medianos productores organizados en la Alianza Nacional Productiva, intensificando los esfuerzos en la siembra de nuestra propia comida. Son pasos concretos en la dirección de la construcción de soberanía alimentaria.

La cotidianidad en los estados andinos hace que la producción adquiera un carácter de batalla. Aún se sienten en la zona los impactos del sabotaje eléctrico, afectando el suministro durante varias horas al día. Asimismo, la distribución de gasolina y gasoil va llegando a niveles críticos. Sin embargo, los campesinos y las campesinas imponen su fuerza de voluntad y determinación, dándole a cada hectárea de siembra un sabor a victoria, un desquite ante los asedios a los que se ve sometido nuestro país y ante la ineficiencia y corrupción de sectores que desde acento de la revolución actúan en su contra.

En articulación con el Ministerio de Agricultura y Tierras, de la mano con el viceministerio de desarrollo agrario y gestión de tierras, se abona en este caso el impulso hacia una forma de siembra familiar, contraria al monocultivo, que recupera la tradición del pueblo campesino: los conucos productivos. El coordinador del estado de Táchira de la Corriente y miembro del equipo regional del Psuv, Rubén Rodríguez, expresa que el concepto de conuco rompe con una lógica de monocultivo, fortaleciendo la siembra familiar de diversos productos (tres en este caso). Incluso plantea que las semillas se entregan a conuqueros que no poseen más de una hectárea, para asegurar dicho método familiar.

Agricultura a pequeña escala para la alimentación de quienes trabajan la tierra y los pueblos inmediatos, incluso la Organización de las Naciones Unidas lo reconoce como un método para dar la batalla contra el hambre. Hambre que pretenden generar los intereses de las élites económicas y políticas estadounidenses e imperialistas en general.

Ante estos intentos, la comunidad campesina vuelve a responder con organización y producción. Es en estos casos es donde la reactivación productiva del campo se afianza y toma cuerpo. Táchira, Apure, Barinas, Mérida, Zulia, ejemplos de estados donde con determinación se avanza en la defensa de nuestra soberanía, donde los campesinos y campesinas siembran sus sueños de victorias venideras en defensa de la paz, la democracia y la soberanía.

Prensa Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora.

En Apure se fortalece la Alianza Nacional Productiva

En Apure se fortalece la Alianza Nacional Productiva

El pasado jueves 6 de junio en el estado de Apure, se concretó la entrega de insumos y herramientas en el marco del plan conuquero 2019, como lo informó Orlando Zambrano en sus redes sociales. A través de un convenio entre los productores organizados en la Alianza Nacional Productiva y el Ministerio del Poder Popular para la Agricultura Productiva y Tierras, se realizó el acto de entrega de los insumos necesarios para la siembra de arroz, frijoles y maíz.

La economía productiva se cultiva con los conucos, rezaba la bandera que los conuqueros de Apure  pusieron en evento que contó con la presencia de distintas organizaciones del pueblo, instituciones y productores de los municipios de San Fernando, Biruaca y Achaguas. Voceros de comunas, de las unidades de batalla Hugo Chávez (UBCh), militantes y coordinadores de la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora participaron junto a representantes del Ministerio del Poder Popular para la Agricultura y Tierras; de la Unidad Técnica de Investigación, Capacitación y Extensionismo; del Instituto Nacional de Investigaciones Agrícolas y del Fondo para el Desarrollo Agrario Socialista. El acto también contó con la presencia de la alcaldía de Biruaca.

1200 productores se benefician de este acuerdo. El plan estipula la siembra de 700 hectáreas de arroz, 520 de frijoles y 600 de maíz. Esta siembra tiene un rendimiento estimado de 5000 toneladas de arroz, 520 toneladas de frijol y 1980 toneladas de maíz.

En el marco de este plan conuquero 2019, los días viernes 7 y sábado 8 de junio se procedió a la entrega de las semillas a las conuqueras y conuqueros del municipio de Biruaca. Se vieron beneficiadas distintas comunas y consejos comunales de la zona, que ahora cuentan con los insumos necesarios para seguir trabajando la tierra y produciendo los alimentos que el pueblo requiere.

A través de la Alianza Nacional Productiva, por medio de su coordinador en el municipio, Charlys Lovera, las semillas llegaron a las comunidades de Santa Rufina y El Chorro, que cuentan con 55 y 25 productores respectivamente. Como así también a las comunas “La Lucha Sigue”, “Hijos de Chávez” y “Paraíso del Llano” que organizan 220 productores entre las tres.

Este esfuerzo productivo se lleva adelante en momentos donde se intensifica el bloqueo que sufre nuestro país a manos del gobierno de Donald Trump con la complicidad de la oposición local. Una oposición que los propios voceros de Estados Unidos dicen dirigir, como lo hizo esta semana el secretario de Estado Mike Pompeo, al reconocer las dificultades por mantener la unidad de sus peones en el país.

Ante las diversas sanciones y modalidades de asedios, los campesinos/as como los pequeños y medianos  productores de distintos puntos del país afianzan la producción autóctona para dar pasos concretos en el camino de la soberanía alimentaria. Este esfuerzo que muestran en este caso los llaneros, también puede verse en las comunidades andinas. Quienes trabajan la tierra cuentan con una herramienta que les permite avanzar en la concreción de los objetivos en este contexto. La Alianza Nacional Productiva sigue fortaleciéndose, y con ella se consolida el camino a la soberanía, la paz y en defensa de la democracia.

Somos gente que lucha y produce.

Prensa Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora.

Otro paso de soberanía: semilleros de papa autóctona en Táchira

Otro paso de soberanía: semilleros de papa autóctona en Táchira


La producción es indispensable en la defensa de la soberanía y la paz, expresaba un mes atrás Rubén Rodríguez, coordinador de la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora en el estado de Táchira. Dando un paso más en esa dirección, se ha materializado el acuerdo alcanzado entre la Asociación de Productores Integrales del Páramo (PROINPA), los campesinos y campesinas organizadas en La Corriente y la Unidad Técnica de Investigación, Capacitación y Extensionismo (UTICEX); para la reproducción y esparcimiento de semillas de papa autóctonas.

Según informó Jennifer Castillo, militante de La Corriente en Táchira y vocera de la Red Popular de Ayuda Solidaria, el acuerdo se llevará adelante en las zonas de montaña de los municipios Uribante y Simón Rodríguez, donde ya llegó la semilla proveniente del núcleo base de Miranda, el cual cuenta con dos años de funcionamiento. Las campesinas y campesinos también ya cuentan con las herramientas aportadas en el marco de esta alianza para impulsar los núcleos de semilleros.

PROINPA lleva más de 20 años en la zona andina con el objetivo de producir y comercializar bienes de consumo de origen animal y vegetal, utilizando tecnologías de bajo impacto ambiental. Por su parte UTICEX es un programa creado este año, dependiente del Ministerio del Poder Popular para la Agricultura y Tierra, que busca impulsar proyectos de investigación y desarrollo agrícola. El acuerdo realizado se concretó entre el mencionado Rubén Rodríguez por La Corriente, y el constituyente Gerardo “Lalo” Rivas por PROINPA.

El contexto en donde se realiza este trabajo en conjunto entre organizaciones del pueblo resalta aún más la importancia del mismo. La guerra económica que ejecuta el gobierno de los Estados Unidos, con la complicidad de los sectores de oposición local, tiene un fuerte impacto en la economía del país. Bloqueos, sanciones, sabotajes, robo directo de activos nacionales. Incluso en las últimas semanas se reveló la orden de la administración de Trump de bloquear los barcos que trasladan parte de los productos alimenticios que recibe el pueblo venezolano, afectando a través de sanciones económicas a 10 de las 12 navieras que se encargan del trasporte de alimentos y gasolina. Medidas éstas que buscan quebrantar la voluntad de un pueblo que irrumpió hace 20 años y no puede ser derrotado.

En este contexto se da la respuesta de nuestra gente. Se impulsa la producción para enfrentar estas situaciones, los campesinos y campesinas demuestran una forma de combatir las transnacionales que manejan la política del hambre, y que a través de ella intentan condicionar a la población y su gobierno. Se da la batalla contra la guerra económica y también contra el agronegocio, en las tierras de los estados más asediados por la política criminal que impulsan los defensores de la “libertad”, como son los estados fronterizos.

Producción autóctona, en este caso de semillas de papa, para dar otro paso más en la tan necesaria soberanía alimentaria.

Las y los agricultores(as) de la zona presentarán los insumos recibidos en una actividad que denominaron conuco de resistencia y combate. Esperan que estos 4 núcleos de semilleros de papa autóctona, en este caso de las variedades granola y andinita, sean solo el primer paso en el esparcimiento de la producción de este tubérculo.

Nuevamente la Alianza Nacional Productiva que impulsan los campesinos y productores marca el camino para dar pasos concretos en nuestro objetivo de recuperar la productividad del campo, para defender la democracia, la soberanía y la paz.

Prensa Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

Táchira: Alianza Nacional Productiva reimpulsa lucha por la tierra y la producción

Táchira: Alianza Nacional Productiva reimpulsa lucha por la tierra y la producción

En el municipio Libertador del estado Táchira se realizó esta semana la marcha campesina por la Paz, la Soberanía y la Democracia. En la movilización estuvieron presentes militantes del Partido Socialista Unido de Venezuela, militantes del la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora, así como cientos de personas pertenecientes a los consejos campesinos, pequeños y medianos productores que avanzan por la Alianza Nacional Productiva. Se trata de la reactivación de la agenda de lucha por la tierra y la producción de alimentos, en un momento crítico del país, a raíz de las cada vez más fuertes agresiones económicas de EEUU y las cada vez mayores consecuencias de la crisis económica sobre el sector productivo del campo.

Rubén Rodríguez, responsable de La Corriente en el estado Táchira y miembro del equipo político estadal del PSUV, señaló en su intervención al final de la marcha: «Aquí estamos en unidad por una Alianza Nacional Productiva. Esta es la forma de lucha que escogimos cuando decidimos solicitarle a nuestro gobierno revolucionario y bolivariano mayores avances en el proceso de democratización de la tierra y reactivación productiva del campo. Porque entendemos que para defender la patria, la soberanía y la paz, es indispensable la producción».

A lo largo y ancho de Abejales, mientras la marcha avanzaba, resonaba, coreado por el pueblo campesino que allí se dio cita: «Escucha pitiyanqui lo que te voy a decir, tú a mi país no vas a intervenir, si te atreves mi pueblo pisar, las armas bolivarianas te van a traspasar». Así expresaba la gente su determinación patriótica ante la actual agresión imperialista. En ese sentido, Rubén Rodriguez mencionó: «Uno de los más fuertes ataques que nos han hecho es a nuestro estomago. Un país que no está en las condiciones óptimas productivas se verá afectado ante cualquier medida de presión económica internacional. Si nosotros somos soberanos en producción y somos capaces de producir lo que nos comemos, no habrá bloqueo, ni amenaza, ni jugada pitiyanqui que nos pueda afectar».

La movilización tuvo entre sus objetivos retomar la agenda de trabajo acordada con las autoridades agrarias de Táchira a finales del año pasado, cuando miles de campesinos y campesinas se movilizaron en San Cristóbal y fueron recibidos por las mencionadas autoridades. Hasta la fecha, los acuerdos definidos en esa jornada y otras posteriores no se han concretado. Así, en Abejales los y las campesinos(as), pequeños y medianos productores, coincidieron en afirmar que una base fundamental para construir nuestra soberanía pasa por el tema de la producción, para lo cual es clave democratizar la tierra: «Que el mundo lo sepa, que nuestro municipio lo sepa, que nuestro Partido Socialista Unido de Venezuela lo sepa. Nosotros nos movilizamos para exigir derechos enmarcados en la ley de tierras y en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, por nuestro compromiso con la revolución bolivariana», afirmaron.

De allí que la movilización llevara como consigna central la defensa de la paz, la democracia y la soberanía: «Creemos en el artículo 323 de la Constitución venezolana, que habla de la corresponsabilidad en la defensa del territorio, que no solo le corresponde a la fuerza pública de seguridad sino al pueblo organizado la defensa del territorio. Por eso nosotros de manera tangible, como Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora, venimos avanzando en la conformación de las Brigadas de Defensa Popular Hugo Chávez», dijo Rodríguez.

Pueblo campesino, militantes de La Corriente y el Psuv, brigadistas de las Brigadas de Defensa Popular Hugo Chávez, productores medianos y pequeños seguiremos en lucha para que las autoridades agrarias del estado concreten lo necesario para que se cumpla lo ordenado por el presidente: la activación productiva de todos y todas para resistir la guerra de cuarta generación en la que estamos inmersos.

Prensa Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

Pin It on Pinterest