Seleccionar página

En el municipio Libertador del estado Táchira se realizó esta semana la marcha campesina por la Paz, la Soberanía y la Democracia. En la movilización estuvieron presentes militantes del Partido Socialista Unido de Venezuela, militantes del la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora, así como cientos de personas pertenecientes a los consejos campesinos, pequeños y medianos productores que avanzan por la Alianza Nacional Productiva. Se trata de la reactivación de la agenda de lucha por la tierra y la producción de alimentos, en un momento crítico del país, a raíz de las cada vez más fuertes agresiones económicas de EEUU y las cada vez mayores consecuencias de la crisis económica sobre el sector productivo del campo.

Rubén Rodríguez, responsable de La Corriente en el estado Táchira y miembro del equipo político estadal del PSUV, señaló en su intervención al final de la marcha: «Aquí estamos en unidad por una Alianza Nacional Productiva. Esta es la forma de lucha que escogimos cuando decidimos solicitarle a nuestro gobierno revolucionario y bolivariano mayores avances en el proceso de democratización de la tierra y reactivación productiva del campo. Porque entendemos que para defender la patria, la soberanía y la paz, es indispensable la producción».

A lo largo y ancho de Abejales, mientras la marcha avanzaba, resonaba, coreado por el pueblo campesino que allí se dio cita: «Escucha pitiyanqui lo que te voy a decir, tú a mi país no vas a intervenir, si te atreves mi pueblo pisar, las armas bolivarianas te van a traspasar». Así expresaba la gente su determinación patriótica ante la actual agresión imperialista. En ese sentido, Rubén Rodriguez mencionó: «Uno de los más fuertes ataques que nos han hecho es a nuestro estomago. Un país que no está en las condiciones óptimas productivas se verá afectado ante cualquier medida de presión económica internacional. Si nosotros somos soberanos en producción y somos capaces de producir lo que nos comemos, no habrá bloqueo, ni amenaza, ni jugada pitiyanqui que nos pueda afectar».

La movilización tuvo entre sus objetivos retomar la agenda de trabajo acordada con las autoridades agrarias de Táchira a finales del año pasado, cuando miles de campesinos y campesinas se movilizaron en San Cristóbal y fueron recibidos por las mencionadas autoridades. Hasta la fecha, los acuerdos definidos en esa jornada y otras posteriores no se han concretado. Así, en Abejales los y las campesinos(as), pequeños y medianos productores, coincidieron en afirmar que una base fundamental para construir nuestra soberanía pasa por el tema de la producción, para lo cual es clave democratizar la tierra: «Que el mundo lo sepa, que nuestro municipio lo sepa, que nuestro Partido Socialista Unido de Venezuela lo sepa. Nosotros nos movilizamos para exigir derechos enmarcados en la ley de tierras y en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, por nuestro compromiso con la revolución bolivariana», afirmaron.

De allí que la movilización llevara como consigna central la defensa de la paz, la democracia y la soberanía: «Creemos en el artículo 323 de la Constitución venezolana, que habla de la corresponsabilidad en la defensa del territorio, que no solo le corresponde a la fuerza pública de seguridad sino al pueblo organizado la defensa del territorio. Por eso nosotros de manera tangible, como Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora, venimos avanzando en la conformación de las Brigadas de Defensa Popular Hugo Chávez», dijo Rodríguez.

Pueblo campesino, militantes de La Corriente y el Psuv, brigadistas de las Brigadas de Defensa Popular Hugo Chávez, productores medianos y pequeños seguiremos en lucha para que las autoridades agrarias del estado concreten lo necesario para que se cumpla lo ordenado por el presidente: la activación productiva de todos y todas para resistir la guerra de cuarta generación en la que estamos inmersos.

Prensa Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

Pin It on Pinterest

Share This