Seleccionar página

Nueva presidencia de la ANC, ¿nuevo comienzo necesario?

Jun 22, 2018 | Comunicados

Diosdado Cabello asumió la presidencia de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC). Sucede luego de acercarnos al año de haber sido votada la ANC. En ese entonces el país estaba en otro momento, haciendo frente a una escalada violenta que buscaba tomar el poder por la fuerza de la violencia. Hoy podemos decir que el objetivo de traer la paz política a través de la ANC fue logrado, ahí están las elecciones ganadas a gobernadores, alcaldías y presidencia.

Sin embargo, eran más objetivos que se buscaba alcanzar con la ANC, en particular uno: realizar un profundo ejercicio de democracia participativa, protagónica, con un diálogo dentro del pueblo, entre ese pueblo, organizado en múltiples formas, y la dirección. Ya lo decíamos durante la campaña para la ANC, necesitábamos una “Constituyente de la gente”.

Pasados los meses podemos decir que ese objetivo se ha ido relegando, y la ANC evidencia la necesidad de un reimpulso, un nuevo comienzo donde se apele, invoque a los poderes creadores de nuestra gente reunida en la ANC, en los territorios, lugares de trabajo, de vida. Se trataba, y así fue repetido, de activar el poder originario, nos preguntamos hoy cuáles son los mecanismos para el desarrollo de ese poder originario, de qué manera se expresa su protagonismo. Y nos preguntamos también por la democracia interna de la ANC, aspectos como el cumplimiento del reglamento de debate son básicos. Si la ANC no puede ser democrática en su funcionamiento mal puede servir como instrumento para profundizar la democracia revolucionaria. Es necesario volver al parlamentarismo constituyente de Chávez, abierto, transparente, sin guiones ni cortapisas.

Es un asunto central. Sabemos que en Venezuela existe una profunda crisis económica producto de los ataques planificados sobre la economía, pero que una parte de esa situación también se explica por la corrupción, el burocratismo, que es a su vez un grave problema de ética política. Para solucionar un problema integral son necesarias acciones también integrales, desde medidas económicas que ya no pueden esperar, hasta una revisión de la práctica política, donde vemos cómo ha ido ganando espacio una política de espaldas a la gente, que prescinde del protagonismo popular, de la democracia revolucionaria.

La ANC es un espacio central desde el cual se deben abordar esas urgencias económicas y políticas. En particular porque desde allí se redactará un nuevo texto constitucional. Nos preguntamos: ¿se hará sin abrir el más amplio debate con la gente organizada, con un amplio proceso de debate, reflexión, propuestas, asambleas? Se equivocan quienes crean que se puede avanzar utilizando a la gente para ratificarse en el poder político y nada más. Persistir en ese error puede conducir a derrotas profundas.

Estamos en tiempos donde debemos darle nuevo impulso a la ANC, a la democracia participativa en todas sus formas de organización y consulta, al poder originario que se invocó. Existe en nuestra revolución la necesidad de recuperar la ética y el protagonismo de la gente en la política, esa que nos enseñó Hugo Chávez con su ejemplo.

Coordinación Nacional de la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

 

También te puede interesar

Pin It on Pinterest

Share This