Seleccionar página
COMUNICADO DE DENUNCIA Y  RECHAZO SOBRE EL DESALOJO CRIMINAL A LAS FAMILIAS TRABAJADORAS, EN EL CAMPAMENTO QUILOMBO CAMPO GRANDE DEL MST POR PARTE DE LA POLICIA DE MINAS GERAIS, BRASIL

COMUNICADO DE DENUNCIA Y RECHAZO SOBRE EL DESALOJO CRIMINAL A LAS FAMILIAS TRABAJADORAS, EN EL CAMPAMENTO QUILOMBO CAMPO GRANDE DEL MST POR PARTE DE LA POLICIA DE MINAS GERAIS, BRASIL

CLOC-VÍA CAMPESINA – SURAMÉRICA

Desde la CLOC- Vía Campesina Sudamérica denunciamos y manifestamos nuestro más profundo rechazo al desalojo criminal de las familias trabajadoras que viven en el Campamento Quilombo Campo Grande del MST, cometido por la Policía de Minas Gerais desde el pasado miércoles 12 de agosto y el cual continua hasta el momento con diversas formas de amedrantamiento con helicópteros, drones y armamento.
La situación se fue agravando debido a que la fuerza pública bloqueo algunas vías, por lo que la prensa y los demás compañeros y compañeras del movimiento sin tierra MST, organización histórica de la CLOC LVC se les ha dificultado llegar al lugar de los hechos. Lo que se ha conocido por parte de Movimiento es que la policía allanó diversas viviendas y detuvo a un Sin tierra sin ninguna orden judicial, siendo esto un claro acto de criminalización al movimiento, puesto que al dejarlo horas después en libertad se dejó una nota de policía cívica, justificando tal captura.
Es inaceptable que en estos tiempos de pandemia los trabajadores que viven en el campo sigan siendo violentados, maltratados por defender su casa, su territorio y su tierra.
Ante estas circunstancias, denunciamos este tipo de acciones represivas por parte del gobierno y su aparato policial e invitamos a las organizaciones campesinas, indígenas, negras y en general al movimiento popular rechazar estos actos criminales que violentan la vida y dignidad de los pueblos. Así mismo, hacemos un llamamiento a los diferentes entes y organizaciones de derechos humanos a nivel Internacional debido a la inminencia de una grave violación a los derechos humanos, al derecho de la salud, solicitándose suspender la orden posesoria de desalojar la propiedad.
Seguiremos defendiendo y reconociendo la lucha histórica de los sin tierra y del movimiento social agrario en Brasil.

#SalveQuilombo #QuilomboSeQuedaEnCasa
Quédate en casa, no en silencio: ¡Derechos campesinos YA!

 

Se lanzó la campaña Pueblos Soberanos, Pueblos Solidarios

Se lanzó la campaña Pueblos Soberanos, Pueblos Solidarios

Es una iniciativa de Articulación Continental de Movimientos Sociales hacia el ALBA, la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo y otras organizaciones para extender el brazo solidario a los países que sufren agresiones por parte del gobierno norteamericano.

El pasado viernes 31 de julio, la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo La Vía Campesina y ALBA Movimientos presentaron la campaña solidaria “Pueblos Soberanos, Pueblos Solidarios” a través de un streaming en Facebook.

Se trata de una campaña de solidaridad continental frente a las agresiones del imperialismo contra Cuba, Venezuela y Nicaragua.

Del streaming participaron Dayron Silva Álvarez, de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños de Cuba; Mariana Toscana, de la Asociación de Trabajadores del Campo de Nicaragua; y Eduardo Viloria, de la  Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora de Venezuela. El evento fue coordinado por Laura Capote y Gonzalo Armúa de la Secretaría Operativa de ALBA Movimientos.

La charla comenzó desde Cuba con Dayron quién expresó “el bloqueo económico y financiero que impone Estados Unidos contra Cuba ha lacerado nuestra economía en muchos sentidos. Hay medidas de bloqueo diarias que castigan al pueblo cubano. A diario se obstaculiza la entrada de combustible a Cuba, se congelan cuentas o bienes de nuestro país en el exterior, hay acciones de recorte de remesas enviadas desde nuestros familiares hacía acá”.

Al mismo tiempo, agregó “hay sanciones a empresas que tienen negocios con Cuba y que tienen negocios en Cuba. Esas acciones nos afectan mucho a nosotros y a nuestra economía. Atentan contra nuestra soberanía generando conflicto social o altos terroristas como los que tuvimos recientemente en la Embajada de Cuba en Nueva York”.

Desde “Pueblos Soberanos, Pueblos Solidarios” hicieron público números sobre el efecto que produce a diario el bloqueo norteamericano en Cuba. En seis años de bloqueo, los daños acumulados llegan a 138 mil 843,4 millones de dólares. Tan solo entre abril del 2018 y marzo 2019 los daños ascienden a más de 4 millones de dólares.

Mientras el bloque sigue operando, Cuba ha desplegado brigadas médicas que prestan servicio en 65 países del mundo con 29 mil profesionales involucrados en ellas. Asimismo, actualmente la brigada “Henry Reeve” se encuentra en 27 países luchando contra el Covid-19.

“Hemos demostrado que cuanto más nos bloqueen más fuerte nos vamos a hacer. Es triste que sucedan cosas así en nuestro continente. Nuestro Comandante en Jefe ha puesto en manos del pueblo la salud, la ciencia, el deporte, la educación, justicia social y la unidad de un pueblo” concluyó Dayron.

Por Nicaragua habló Mariana Toscana de la ATC quién explicó “seguimos sufriendo medidas impuestas ilegalmente por Estados Unidos. En diciembre del 2018 con el fracaso del Golpe de Estado dirigido por la Casa Blanca, el presidente Trump promulgo la Ley de condicionalidad de inversiones de Nicaragua. Su propósito es bloquear a Nicaragua de los préstamos de organismos multilaterales”.

“Estas sanciones van a tener un impactó grande en lo económico a largo plazo, sobre todo en la recuperación económica del país y su capacidad de continuar con los programas de desarrollo” agregó Toscana.

Los números que dejó la maniobra yankee con el intento de Golpe de Estado a Nicaragua son un total de 199 fallecidos, 1240 personas heridas, 389 vehículos destruidos.  En lo económico se generó una perdida en el sector turístico por 231 millones de dólares, 205.4 millones de dólares a raíz de la destrucción de edificios públicos y la pérdida de 119567 empleos.

“Nicaragua antes del intento de Golpe del 2018 tenía la segunda tasa de crecimiento más alta de Centroamérica. También fue el país que más redujo la desigualdad extrema. Somos el país que produce el 90 por ciento de los alimentos que consumimos. Desde el 2017 se han construido 19 hospitales nuevos, lo que ha ayudado mucho para contener la pandemia actual” concluyó Toscana.

Por último, fue el turno de Eduardo Viloria. El venezolano comentó “es fundamental en esta etapa la soberanía y la solidaridad. Estamos en un momento en donde el imperialismo pretende avanzar para retomar sus posiciones de control sobre nuestros pueblos. En la soberanía, solidaridad y en el pueblo tenemos la capacidad de resistir y avanzar”.

Asimismo, Viloria se explayó sobre los ataques de Estados Unidos que ha sufrido Venezuela durante el último tiempo. “Venezuela fue reconocida por la FAO como el país que más había hecho para combatir el hambre. En términos educativos, Venezuela ha erradicado el analfabetismo y hemos pasado a ser el país con más matricula educativa en todo el continente. Esos logros estaban en ascenso en el marco de un crecimiento económico exitoso que evidentemente no le convenía a los Estados Unidos y comenzó el asedio a la revolución bolivariana”.

“Desde que la Revolución Bolivariana empezó a tener los primeros logros, ha sufrido el asedio de Estados Unidos. Ya en el año 2002, Venezuela sufrió un Golpe de Estado que derrocó a Hugo Chávez y Estados Unidos participó directamente. Inmediatamente después vino el paro petrolero que le generó al país más de 14 mil millones de dólares en pérdidas” agregó Viloria.

Para poner en números los daños provocados por Estados Unidos, Venezuela ha sufrido una pérdida de 130 millones de dólares por el bloqueo a la petrolera PDVSA. Asimismo, más de 7 mil millones de dólares están bloqueados en más de 40 bancos del mundo.

En términos sanitarios, debido al bloqueo más de 300 mil venezolanos no pueden acceder a medicamentos y 80 mil personas con HIV no han recibido tratamiento antirretroviral desde el 2017.

Para concluir, Viloria sostuvo “en 2019 se dio el máximo clímax de ataque con el artefacto Guaidó. Que tiene el objetivo de fracturar el orden interno venezolano, crear un Estado paralelo para poder concretar la intervención militar. Hemos logrado resistir todo este proceso de agresión hasta llegar al punto de tener en marcha un nuevo proceso electoral. Tenemos que recuperar la Asamblea Nacional para el país y que no sirva como base para todos los ataques imperialistas”.

Durante la transmisión también se hizo mención de las organizaciones y plataformas aliadas que impulsarán esta campaña. Entre ellas están la Jornada por la Democracia y contra el Neoliberalismo, Jubileo Sur- Américas, Amigos de la Tierra América Latina y el Caribe y Code Pink.

Cuba: verdadero aporte a la paz y solidaridad mundial

Cuba: verdadero aporte a la paz y solidaridad mundial

La postulación de las brigadas médicas del Contingente “Henry Reeve” al Nobel de la Paz, más allá del cuestionado prestigio de ese premio, supone el reconocimiento del Internacionalismo de paz de nuestra hermana Cuba, la Cuba revolucionaria, la Cuba que ha sabido avanzar en las conquistas sociales de su pueblo a pesar del criminal asedio del poder estadounidense. El internacionalismo solidario de Cuba opone, frente a las políticas de muerte de las guerras imperiales, las políticas de vida de los ejércitos de batas blancas; opone la internacionalización de la salud como el bien común más fundamental, preservando la vida humana, cuidándola, reproduciéndola.

“Yo nunca me voy a adaptar a que un paciente mío se me muera, ¡no, no! Yo tengo que luchar porque no se me muera, porque así fue la enseñanza, la educación que me dieron a mí en la universidad, en la facultad de ciencias médicas de Holguín, es la idea que tengo yo en mi cabeza. Yo no puedo de jar que se me muera ese niño.” Esto dijo largándose en llanto Ricardo, un médico cubano en Burkina Faso hace 15 años, en “Montaña de Luz”, documental realizado por cineastas de ese país en 2005. Así se expresa un médico cubano entre los y las más de 95.000 médicos(as) y más de 85.000 enfermeros(as) que existen, según informa el Anuario Estadístico de inicios de 2019 y que forman parte de los 492.000 profesionales del sistema de salud cubano.

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) en Cuba cuenta que las brigadas se remontan a Argelia en 1963, profesionales de la salud que brindaron servicios en el exterior por vez primera a aquella nación asediada. Desde entonces, más de 400.000 han servido en 164 países de América Latina y el Caribe, África, Oriente Medio, Asia y Europa.

Las «misiones médicas cubanas» como se les conoce popularmente, incluyen el envío de profesionales sanitarios a países que lo solicitan oficialmente al Gobierno cubano, bien porque: no cuentan con personal suficiente, en situaciones regulares o durante crisis como la actual pandemia de coronavirus; desean reforzar especialidades concretas; o necesitan cubrir la atención sanitaria en zonas alejadas o arriesgadas, a las que las y los médicos locales declinan acudir.

El Contingente Internacional “Henry Reeve”

En septiembre de 2005 Fidel Castro, ordenó la creación de un Contingente Internacional de Médicos Especializados en Situaciones de Desastres y Graves Epidemias, para ofrecer asistencia a Estados Unidos tras el paso del huracán Katrina por Nueva Orleans. El contingente, que incluye médicos y médicas, enfermeras y técnicos de la salud optó por el nombre de “Henry Reeve”, joven brigadier estadounidense que luchó por la independencia de Cuba y cayó en combate en 1873, con los grados de General del Ejército Libertador cubano.

Ha estado presente con más de 7.950 profesionales en 22 países, en los que 28 brigadas han enfrentado, según el Ministerio de Salud Pública cubano (MINSAP), los efectos de 16 inundaciones, ocho huracanes, ocho terremotos y cuatro epidemias. En este historial, autoridades cubanas e internacionales resaltan, especialmente, el enfrentamiento al ébola en Liberia, Sierra Leona y Guinea Conakry, en 2014.

El Contingente Internacional de Médicos Especializados en Situaciones de Desastres y Graves Epidemias “Henry Reeve”, siempre que la comunidad internacional ha solicitado ayuda humanitaria, estas brigadas han estado presentes. Es este el mismo contingente que está brindado su ayuda hoy en distintos países del mundo en medio de la pandemia.

Los ministerios de Exteriores y de Salud Pública cubanos reportaron haber enviado alrededor de 15 brigadas, al menos hasta abril de este año, aunque para mediados de julio volvió a enviar brigadas, ahora para Azerbaiyán, con un total de 593 colaboradores, a 2 países europeos, dos latinoamericanos y once caribeños. Estos profesionales seleccionados «sobre la base de la voluntariedad de cada colaborador o colaboradora y de no afectar la atención médica a nuestro pueblo» de acuerdo al MINSAP, son: 179 médicos, 399 licenciadas en enfermería y 15 tecnólogos y tecnólogas de la salud.

Los países a los que han sido destinados son: Jamaica, Barbados, Italia, el Principado de Andorra, Venezuela y Nicaragua. Además de Antigua y Barbuda, Belice, Dominica, Granada, Haití, San Vicente y lasGranadinas, Santa Lucía, San Cristóbal y Nieves, y Surinam. Otra brigada de 17 personas están alistándose para asistir a Angola.

La política exterior de Cuba construyó una “diplomacia médica” y solidaria sostenida a partir de lo exitoso del sistema de salud de su país, un triunfo de la revolución que le ha permitido a Cuba ganar prestigio internacional y apoyo político, evidenciado en las votaciones contra el bloqueo en la Asamblea General de las Naciones Unidas, por ejemplo. Una diplomacia que les ha permitido edificar alternativas ante un bloqueo criminal.

“Desde Italia para el Departamento de Estado: no hemos discutido ningún tipo de pago.Estamos aquí para colaborar, el gobierno italiano nos ha asegurado alojamiento y comida. Nuestra acción en esta región es puramente solidaria”, fue la respuesta del embajador de Cuba en Estados Unidos ante el ataque proveniente de ese país, que pretendía distorsionar el carácter solidario de la misión médica cubana.  Es decir, la respuesta de un pueblo digno y solidario que ofrece su capacidad, su fuerza, su conocimiento y su mística a todos los pueblos del mundo, como forma de intercambio, de encuentro y de construcción de lazos entre los pueblos determinados por la voluntad de construir una humanidad más humana.

 

Pueblos Soberanos, Pueblos Solidarios.

Pueblos Soberanos, Pueblos Solidarios.

Campaña de Solidaridad con Cuba, Venezuela y Nicaragua frente a las agresiones del imperialismo.

Desde las plataformas, redes, articulaciones y organizaciones abajo firmantes adherimos e impulsamos la campaña Pueblos Soberanos, Pueblos solidarios y convocamos a todos los sectores populares de trabajadores /as , campesinos /as , pueblos originarios, afrode scendientes, jóvenes y comunidades negras de N uestra América y del mundo , a sumarse a esta campaña en solidaridad con Cuba, Venezuela y Nicaragua frente a las agresiones del imperialismo.El imperialismo estadounidense, enemigo principal de los pueblos del mundo, trata de imponer sus políticas de dominación a los pueblos de América Latina y el Caribe con la complicidad de las elites locales y las empresas trasnacionales a través de campañas de difamación, guerras diplomáticas, sanciones económicas, bloqueos y todo tipo de amenazas en el plano militar y paramilitar.
Aun así, en cada uno de los países atacados, la respuesta de los pueblos en las urnas, en las calles, en las organizaciones populares y en las redes sociales demuestran que la soberanía popular es más fuerte que cualquier interés de saqueo y sumisión.
En medio de este complejo contexto político, social y económico en el 2020 el mundo enfrenta la pandemia de COVID-19. La respuesta de muchos gobiernos al manejar el enfrentamiento a esta epidemia ha fracasado y lamentablemente los sistemas de salud en esos países han colapsado, incrementándose notablemente el número de enfermos y muertos como consecuencia de esta enfermedad, demostrando una vez más el individualismo, egoísmo y la falta de políticas para proteger la salud del pueblo en el sistema capitalista.
A la misma vez, injustamente el Gobierno de los Estados Unidos incrementa los bloqueos y sanciones económicas internacionales impuestos a Cuba, Venezuela y Nicaragua, nominado la “troika de tiranía,” poniendo en peligro la salud y vida de muchas personas de estos tres pueblos heroicos que luchan para construir una sociedad más justa.
Cuba ha demostrado que sí hay otro mundo posible y que sí se puede construir un modelo alternativo al neoliberalismo, basado en la solidaridad, la cooperación, la dignidad, en la distribución justa de los ingresos, el acceso igualitario a la superación profesional, a la seguridad y protección ciudadanas y a la liberación plena de los seres humanos. La Revolución Cubana es así mismo evidencia de que un pueblo estrechamente unido, dueño de su país y sus instituciones, en permanente y profunda democracia, puede resistir victoriosamente y avanzar en su desarrollo, frente a la agresión y al bloqueo más largo de la historia. A pesar del intento del imperio de pararla, Cuba sigue enviando brigadas médicas a más que 28 países del mundo, un esfuerzo que ha llegado hasta una campaña internacional para la nominación de la brigada Henry Reeve a recibir el Premio Nobel de la Paz.
El plan de agresión de Estados Unidos contra Venezuela en una estrategia a gran escala que prevé recrudecer el bloqueo y las mediadas coercitivas unilaterales contra Venezuela. Se trata a todas luces de una acción inmoral, injusta, ilegal y criminal cometida por EEUU en coordinación con sus aliados en la región y que no se detendrá ni disminuirá en su intensidad : la orden de captura contra el presidente constitucional Nicolás Maduro, los intentos de operaciones militares dentro del territorio nacional, el robo de activos y del oro en el exterior, suspensión de transacciones bancarias internacionales, todo ello es ejemplo de que la agresión continuará y se hará incluso más intensa. Es entonces en medio de este escenario que le ha tocado al pueblo venezolano librar un conjunto de batallas en los últimos tiempos, siendo siempre las claves para cada victoria, la unidad, la disciplina, la solidaridad y la consciencia. Venezuela reafirma la voluntad de un pueblo que se organiza para avanzar en la profundización de la democracia, la paz y la soberanía en Venezuela, defender sus conquistas y luchar por lo que falta.
En Nicaragua, el Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional, encabezado por el Presidente Comandante Daniel Ortega, ha demostrado una alternativa al modelo hegemónico del desarrollo impuesto por el imperio norteamericano. Con la base de la reforma agraria y campaña de alfabetización de los 80, en esta fase de gobierno ha logrado bajar la pobreza de 48% al 24% y extrema pobreza del 17% al 7%, alcanzar una 98% de electrificación y construir las mejores carreteras de Centroamérica, producir más que 80% de sus alimentos, entre otros. Esto es a pesar del intento del golpe fallido en 2018, nuevas sanciones económicas, y una campaña de noticias falsas que ha engañado hasta muchas en las comunidades progresistas a ponerse al mismo lado del Departamento de Estado de los EEUU.
Los pueblos atacados y los pueblos de Nuestra América, no podemos desentendernos de la injusticia ejercida a nuestros hermanos y hermanas. Por eso reaccionamos con unidad y solidaridad. Reafirmamos los principios de soberanía, no intervención en los asuntos internos de otros Estados y el derecho de cada pueblo a elegir y construir libremente su sistema político, en un ambiente de paz, estabilidad y justicia; sin amenazas, agresiones ni medidas coercitivas unilaterales, llamamos a cumplir los postulados de la Proclama de América Latina y el Caribe como Zona de Paz y los acuerdos adoptados en el Encuentro Antimperialista de Solidaridad, por la Democracia y contra el Neoliberalismo efectuado en Noviembre de 2019 en La Habana, Cuba.

Apoyar a Cuba, Venezuela y Nicaragua contra la política imperialista e injerencista del gobierno de los Estados Unidos y sus aliados es defender la vida, es unidad, es solidaridad desde los pueblos, es demostrar que otro mundo es posible. Por eso decimos:

Pueblos soberanos y solidarios.

Coordinadora L atinoamericana de Organizaciones del Campo VC
ALBA Movimientos
Otras organizaciones que firman.

Pin It on Pinterest