Seleccionar página

Luego de una ardua jornada de movilización, la #MarchaCampesinaAdmirable se reunió con el presidente Nicolás Maduro, el presidente de la Asamblea Nacional Constituyente y la vicepresidenta de la república Delcy Rodríguez. Es necesario señalar que la audacia, valentía, determinación y coraje de la #MarchaCampesinaAdmirable logró que la problemática del campesinado se elevará con este hecho al debate nacional y consiguió que el alto poder político la atendiera. Reconocemos, también, la actitud receptiva del presidente Maduro, Diosdado Cabello y Delcy Rodríguez, quienes se comprometieron a avanzar junto al campesinado en la atención a las demandas planteadas.

Con respecto a lo enunciado y acordado en dicha reunión, desde la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora consideramos como altamente favorable los compromisos y decisiones asumidos en esa reunión por el alto gobierno, pero creemos necesario advertir, por lo que indican experiencias anteriores, que la materialización de los compromisos y las concreciones en el logro de los objetivos serán resultado de la movilización, la lucha y la unidad del movimiento campesino. Con lucha se logró la victoria de hoy y con lucha se conquistarán los objetivos.

Entre las decisiones tomadas en dicho encuentro del campesinado con el alto gobierno se anunció para el mes de septiembre la realización de un congreso campesino nacional. Compartimos plenamente la convocatoria a ese congreso campesino y lo consideramos una necesidad. Sin embargo, alertamos sobre la necesidad de que se construya una metodología que permita que éste sea un proceso del campesinado, autónomo, sin tutelajes. Experiencias anteriores indican que si el protagonismo en estas iniciativas no lo tiene el sujeto político legítimo, en este caso el campesinado, es sumamente elevado el riesgo de que se burocratice y se neutralice.

Creemos que, más allá del congreso campesino que se ha convocado, el foco del campesinado, el centro de su accional debe continuar estando en la agenda concreta de lucha. Es cierto que contamos con el respaldo del alto gobierno y la ANC, pero la batalla es contra poderosos intereses dentro la institucionalidad. Eso nos obliga a mantener la movilización y a fortalecernos.

De hecho, apenas horas después del encuentro con el presidente, fueron asesinados por sicarios tres campesinos en el predio La Escondida, ubicado en el municipio Rojas del estado Barinas. Está claro que la oligarquía terrateniente desafía el poder y la autoridad del ejecutivo nacional y de la ANC. Ante los anuncios y decisiones realizados ayer por el presidente Nicolás Maduro responden con balas, muerte, violencia.

La por la democratización de la tierra recrudece y comienzan a verse las señales claras. Por ello, es clave que el movimiento campesino continúe movilizado y que avance contundentemente en su proceso de articulación y unidad, que construya una plataforma organizativa y programática común que lo fortalezca hacia el logro de sus objetivos. El gobierno por su parte, junto al conjunto de decisiones tomadas el día de ayer, debe definir y activar con carácter de urgencia una política de seguridad, defensa y protección del campesinado en los territorios donde se tá dando con mayor fuerza la lucha por la tierra. No deben seguir cayendo compañeros campesinos dirigentes de esta lucha. Y debe demostrarse contundencia en la aplicación de justicia.

A la vez, como parte de ese fortalecimiento de la organización del pueblo campesino debemos avanzar en la preparación de capacidades para la defensa, organizando en articulación con el Estado las Milicias Bolivarinas y las Brigadas de Defensa Hugo Chávez en los territorios campesinos. Esos que hoy nos asesinan son enemigos de la patria y así deben ser tratados; son contrarevolucionarios estén dentro o fuera de las estructuras del gobierno y deben ser castigados y desenmascarados. Creemos en la justicia venezolana y respetamos el estado de derecho, pero no crean los terratenientes que el campesinado se quedará cruzado de brazos ante los asesinatos sistemáticos que ejecutan contra él. ¡Unidad, organización, movilización y preparación para defender la revolución bolivariana de los traidores y de los apátridas!

 

Coordinación Nacional Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora

Pin It on Pinterest

Share This